prueba

 En
5. Medidas intraoperatorias

5.1. Cirugía laparoscópica y RICA

Pregunta para responder

  • En pacientes a los que se realiza cirugía mayor abdominal electiva, ¿reducen la morbimortalidad y la estancia hospitalaria las siguientes intervenciones cuando se comparan con realizar laparoscopia y cuidados perioperatorios convencionales?
    • Laparoscopia + RICA
    • Laparotomía + RICA

La laparoscopia es una técnica quirúrgica mínimamente invasiva que reduce el dolor postoperatorio y, al mismo tiempo, preserva el peristaltismo intestinal, disminuye las complicaciones postoperatorias y acorta la duración del ingreso hospitalario sin que aumente la mortalidad de los pacientes intervenidos de cirugía mayor abdominal (CMA). Presenta, incluso, resultados oncológicos equivalentes a los que se obtienen con la cirugía abierta del cáncer colorrectal. Los pacientes que precisan cirugía mayor abdominal se benefician en gran medida de esta técnica quirúrgica74.

Tal como se ha comentado anteriormente, la recuperación intensificada en cirugía abdominal (RICA) consiste en una serie de medidas para el manejo del paciente quirúrgico antes y durante la intervención y en el postoperatorio inmediato, encaminadas a disminuir la respuesta al estrés quirúrgico con el fin de lograr que la recuperación después de la cirugía sea más rápida y satisfactoria9-13.

En teoría, la combinación de ambos procedimientos, cirugía laparoscópica y programas de recuperación intensificada, aportaría los mejores resultados clínicos a corto plazo para los pacientes. En el caso de la cirugía colorrectal convencional los programas de RICA han demostrado ser efectivos y seguros75. Sin embargo, se ha cuestionado la necesidad de programas de RICA en cirugía laparoscópica porque este abordaje ya se asocia con una estancia hospitalaria más corta y menos morbilidad que la cirugía abierta. Determinar cuál es la mejor pauta de actuación para el paciente intervenido de CMA es el objetivo de la pregunta.

El volumen de la evidencia para las dos comparaciones que plantea la pregunta fue variable, la mayoría de los estudios analizan pacientes operados vía laparoscópica que recibieron RICA o cuidados perioperatorios convencionales74,76-80. Solamente un ECA con diseño factorial 2 x 2 compara, además, los cuidados estándar en cirugía laparoscópica con la práctica de cirugía abierta dentro de un programa de RICA26.
Una revisión sistemática compara el efecto de los programas de RICA frente a los cuidados perioperatorios convencionales en cirugía colorrectal laparoscópica. El metaanálisis muestra que la RICA disminuye de manera estadísticamente signifcativa tanto la estancia postquirúrgica (3 estudios, 387 participantes; diferencia de medias ponderadas -1,22 días, IC95% -1,57 a -0,87 días, I2=0%), como la estancia hospitalaria total o EHT (estancia posquirúrgica más reingresos antes de los 30 días tras el alta) (3 estudios, 408 participantes; diferencia de medias ponderadas -1,00 día, IC95% -1,48 a -0,52 días, I2=0%). La RICA no influyó significativamente en la tasa de reingresos (3 estudios, 408 participantes; OR 0,85 IC95% 0,33 a 2,21, I2=0%) ni en la tasa de complicaciones postoperatorias (4 estudios, 486 participantes; OR 0,68 IC95% 0,44 a 1,04, I2=38%)74.
RS de
ECA 1+
Un ECA realizado en China y que incluye 116 pacientes operados por laparoscopia de cáncer rectal, compara los cuidados perioperatorios convencionales con las estrategias de un programa de recuperación intensifcada. Los pacientes tenían entre 40 y 70 años de edad, estado físico ASA I ó II y no habían recibido radioterapia o quimioterapia preoperatorias. La RICA se asoció de forma estadísticamente signifcativa con una estancia hospitalaria más corta (media 5,05 ± 1,38 días frente a 6,98 ± 2,26 días, p<0,001) y menos complicaciones postoperatorias (3,5% frente a 16,9%, p=0,03). Además, la recuperación de la función intestinal fue signifcativamente más rápida en el grupo RICA, con un tiempo medio transcurrido hasta el primer flato postoperatorio de 53,44 ± 23,64 horas frente a 67,85 ± 20,12 horas (p<0,001), y hasta la primera defecación de 65,23 ± 22,24 horas frente a 86,98 ± 24,85 horas (p<0,001). El estudio no informa sobre los reingresos ni sobre los efectos adversos77.
ECA 1+
Un ECA multicéntrico (9 hospitales) realizado en los Paises Bajos (estudio LAFA, Laparoscopy and/or Fast track multimodal management versus standard care) aleatorizó a 400 pacientes candidatos a cirugía segmentaria de colon para recibir cirugía laparoscópica (Lap) o abierta (Open) y recuperación intensifcada (RICA) o cuidados convencionales (CC), resultando 4 ramas de tratamiento: Lap/RICA (100 pacientes), Open/RICA (93 pacientes), Lap/CC (109 pacientes) y Open/CC (98 pacientes). Los participantes tenían adenocarcinoma de colon sin enfermedad metastásica, entre 40 y 80 años de edad, y estado físico ASA I, II ó III. En el grupo Lap/RICA se aplicaron con éxito una media de 11,2 ± 2,2 de los 15 procedimientos del protocolo de RICA; en el grupo Open/RICA la media fue de 11,1 ± 2,2 elementos. En la rama Lap/RICA, la estancia hospitalaria total (EHT) (mediana 5 días [RIC 4 a 8]) y la estancia posquirúrgica (EPQ) (mediana 5 días [RIC 4 a 7]) fue 1 día de mediana más corta que en las otras 3 ramas (p<0,001). Al comparar Open/FT y Lap/CC la duración de la estancia no varió signifcativamente. El ECA no encuentra diferencias signifcativas entre los cuatro grupos respecto a las siguientes variables: reingresos, reintervenciones, morbilidad (global, grave y leve), y mortalidad.
Según el análisis de regresión múltiple, la cirugía laparoscópica es el único factor independiente con influencia sobre la EHT, que acortó en un 21% (IC95% -9% a -31%, p=0,001); la RICA sólo muestra una tendencia no signifcativa hacia una EHT más corta (-12% IC95% -23% a 10%, p=0,07), y la combinación de ambas no aporta ningún beneficio adicional. Igualmente, sólo la laparoscopia disminuyó de forma signifcativa la morbilidad global (OR 1,53 IC95% 1,02 a 2,29, p=0,041) y la morbilidad grave (OR 1,76 IC95% 1,01 a 2,95, p=0,045). La regresión logística no encontró asociación signifcativa con la morbilidad leve, la tasa de reingresos ni la de reintervenciones26.
ECA 1+
Un subestudio que forma parte del estudio LAFA lleva a cabo la medición objetiva del tránsito colónico por gammagrafía en 71 pacientes aleatorizados en las 4 ramas del estudio principal. La concentración del isótopo en el colon en el tercer día postoperatorio fue signifcativamente superior en la rama Lap/RICA en comparación con las otras tres ramas. La cirugía laparoscópica y la recuperación intensifcada fueron predictores independientes de una recuperación más rápida de la función intestinal; la combinación de ambas no mostró un efecto adicional signifcativo. No hubo diferencias signifcativas entre las 4 ramas en la tasa de reingresos o en la de complicaciones79.
ECA 1+
Un ECA realizado en Nueva Zelanda compara los cuidados convencionales frente a un programa de RICA en 78 pacientes a los que se practica una gastrectomía vertical laparoscópica o manga gástrica. Los participantes tenían entre 37 y 50 años de edad, un estado físico ASA II (62%) o III (38%), y un índice de masa corporal de 42,6 ± 6,1 kg/m² en el grupo RICA y de 46,1 ± 6,3 kg/m² en el grupo control. La duración mediana de la estancia hospitalaria (variable principal) fue de 1 día en el grupo RICA, más corta que la del grupo control (2 días), p<0,001. No se observaron diferencias estadísticamente signifcativas en la tasa de reingresos a corto plazo (<30 días) (20% frente a 21%), ni en la tasa de complicaciones totales (25% frente a 21%) o complicaciones graves (12,5% frente a 13%). El grado de cumplimiento global de los ítems del protocolo RICA fue del 85%; los cuidados perioperatorios de ambos grupos se solaparon en un 29%80.
ECA 1+
Una revisión sistemática con metaanálisis que compara los programas de recuperación intensifcada (≥6 ítems) frente a los cuidados perioperatorios convencionales (CC) en la cirugía del cáncer gástrico, encuentra que los pacientes que fueron intervenidos por laparoscopia, y que siguieron el programa de RICA, tuvieron una estancia hospitalaria signifcativamente más corta (2 estudios, 85 participantes; diferencia de medias ponderadas -1,19 días, IC95% -1,79 días a -0,60 días, I2=90,6%). Asimismo, la RICA redujo significativamente el tiempo hasta la aparición del primer flato (2 estudios, 85 participantes; diferencia de medias ponderadas – 6,82 horas, IC95% -11,51 horas a -2,13 horas, I2=0%); sin embargo, no se observó beneficio sobre el riesgo de complicaciones postoperatorias (2 estudios, 85 participantes; RR 1,39 IC95% 0,77 a 2,51, I2=18,2%)76.
RS de
ECA 1-
Un estudio realizado en Italia evalúa la efectividad de un programa de RICA en pacientes intervenidos por laparoscopia de adenocarcinoma del colon izquierdo (70%, 36 pacientes) o de enfermedad diverticular complicada (30%, 16 pacientes), mediante resección anterior alta. La edad mediana de los pacientes era de 66 años (rango 29 a 83) y el estado físico ASA I ó II. Comparado con los cuidados perioperatorios convencionales, la RICA redujo signifcativamente el tiempo que tarda el intestino en recuperar la funcionalidad: primer movimiento intestinal (media 0,3 ± 0,647 días frente a 1,73 ± 0,483 días, p<0,005), primer flato postoperatorio (0,9 ± 0,78 días frente a 2,1 ± 0,94 días, p<0,005), primera defecación (1,6 ± 0,96 días frente a 5 ± 1,79 días, p<0,005). La estancia hospitalaria media del grupo RICA fue de 4,7 ± 2,4 días, inferior a la de los pacientes que recibieron CC (7,65 ± 2,4 días) (p<0,005). No se produjeron complicaciones graves ni reingresos a corto plazo (<30 días) en ninguno de los dos grupos. Los cirujanos refrieron la presencia de asas intestinales no distendidas en pacientes que recibieron maltodextrina preoperatoria78.
ECA 1-
En la tabla 3 se muestran los ítems que se incluyen en los protocolos de RICA de cada estudio individual.

Tabla 3. Características de los protocolos de RICA (pdf, 158 kb)

Al formular la recomendación, el GEG ha tenido en cuenta la consistencia entre los distintos estudios, la aplicabilidad y posibilidad de generalizar los resultados y su relevancia clínica. Es difícil comparar los estudios entre sí para determinar si los efectos son consistentes, debido a las diferencias en los protocolos de RICA, en el número de ítems y cómo fueron implementados, así como en la definición de las complicaciones y en los criterios para establecer el alta hospitalaria. No obstante, se observa un patrón común; todos los estudios refieren una estancia hospitalaria significativamente más corta en los pacientes que recibieron RICA, sin que aumenten la morbilidad ni la mortalidad. Ninguno evalúa las complicaciones postquirúrgicas tardías, lo que constituye una posible limitación.

El ensayo multicéntrico LAFA26, aunque presenta ciertas limitaciones, posee una calidad metodológica superior a los demás estudios incluidos en el volumen de la evidencia, en aspectos tan relevantes como, por ejemplo, el uso de técnicas de enmascaramiento. Puede considerarse lo bastante robusto como para asumir con suficiente grado de confianza que los resultados óptimos en cirugía de cáncer de colon se consiguen cuando se aplica un programa de RICA asociado a cirugía laparoscópica. RICA y cirugía laparóscopica funcionan sinérgicamente, siendo esta última determinante a la hora de facilitar la recuperación postoperatoria del paciente. A pesar de que el análisis de regresión sugiere que el impacto de la RICA en la evolución del paciente es muy limitado, es probable que el beneficio real atribuible a la RICA sea mayor ya que, por razones éticas, el grupo de cuidados estándar recibió una media de 6 de los 15 procedimientos del protocolo de RICA, entre los que se encontraban elementos clave como la analgesia epidural, o la restricción de sobrecarga hídrica. La aplicación del protocolo de RICA no logró disminuir la morbilidad a corto plazo (<30 días), aunque tampoco la incrementó lo que sugiere que la RICA es segura.

La calidad de los protocolos utilizados, en cuanto al número y tipo de procedimientos o ítems se refiere, es una cuestión importante a la hora de determinar la efectividad de los programas de RICA. Es bien sabido que cuanto mayor es el número de procedimientos que se aplican con éxito mejor es el rendimiento del programa5,18,19. Los estudios aquí incluidos aplican aproximadamente entre el 35% y el 75% de los elementos clave. En opinión del GEG, los programas de recuperación intensificada en cirugía colorrectal deberían poner en práctica al menos el 70% de los ítems que figuran en los protocolos del grupo ERAS9,10.

En la mayoría de los estudios la edad media de los pacientes se sitúa entre los 55 y los 65 años, más del 80% tiene un estado físico ASA I ó II, no presentan comorbilidad grave, ni enfermedad metastásica y fueron intervenidos de cirugía colorrectal. El GEG considera que la evidencia incluida no es generalizable a otros tipos de CMA y ha considerado necesario establecer una recomendación de investigación futura en este sentido (Capítulo 10).

Además de las dos revisiones sistemáticas aquí descritas se identificaron otras dos revisiones86,87, que quedaron excluidas del volumen de evidencia porque no aportan nuevos estudios para responder a la pregunta.

Resumen de la evidencia

1+
Cuando se comparan la cirugía laparoscópica o abierta y la recuperación intensificada o los cuidados convencionales, en pacientes con cáncer de colon, el abordaje laparoscópico dentro de un programa de RICA es la estrategia que se asocia con la EPQ (mediana de 5 días) y la EHT (mediana de 5 días) más cortas (p<0,001). El análisis de regresión logística sugiere que la laparoscopia es el único predictor independiente de reducción de la estancia hospitalaria y de la morbilidad postoperatoria26.
1+
Un programa de RICA en cirugía laparoscópica por cáncer rectal logra una reducción significativa de la estancia hospitalaria (media 5,05 ± 1,38 días frente a 6,98 ± 2,26 días, p<0,001) y de las complicaciones postoperatorias (3,5% frente a 16,9%, p=0,03)77.
1+
Los programas de RICA en cirugía laparoscópica colorrectal acortan -1,22 días (IC95% -1,57 a -0,87) la EPQ media y -1 día (IC95% -1,48 a -0,52 días) la EHT media, cuando se comparan con el manejo tradicional74.
1+
Los programas de RICA en pacientes intervenidos de manga gástrica por laparoscopia acortan la duración mediana de la estancia hospitalaria cuando se comparan con los cuidados convencionales (1 día frente a 2 días, p<0,001)80.
1-
Comparados con los cuidados convencionales, los programas de RICA reducen -1,19 días (IC95% -1,79 a -0,60) la estancia media de los pacientes a los que se practica una gastrectomía laparoscópica por cáncer gástrico76.
No se encuentran diferencias significativas en la tasa de complicaciones postoperatorias o de reingresos a corto plazo (<30 días) al comparar los programas de RICA frente a los cuidados convencionales en pacientes a los que se practica cirugía laparoscópica por cáncer de estómago76, cáncer colorrectal74, cáncer de colon26 o manga gástrica80.
Los programas de recuperación intensificada en cirugía laparoscópica por cáncer de estómago, colon y recto aceleran significativamente el retorno de la función intestinal76-79.
1-
En los pacientes a los que se realiza una resección anterior alta por laparoscopia la RICA, comparada con los cuidados convencionales, se asocia con una estancia hospitalaria media significativamente más corta (4,7 ± 2,4 días frente a 7,65 ± 2,4 días, p<0,005)78.

Recomendaciones

B
En pacientes que van a ser intervenidos de cirugía colorrectal electiva, se recomienda el abordaje laparoscópico en combinación con la aplicación de un programa de recuperación intensifcada en cirugía abdominal.

 

Bibliografía  5. Medidas intraoperatorias

5 Alcantara-Moral M, Serra-Aracil X, Gil-Egea MJ, Frasson M, Flor-Lorente B, Garcia-Granero E. Observational cross-sectional study of compliance with the fast track protocol in elective surgery for colon cancer in Spain. Int J Colorectal Dis. 2014;29(4):477-83.
9 Gustafsson UO, Scott MJ, Schwenk W, Demartines N, Roulin D, Francis N, et al. Guidelines for perioperative care in elective colonic surgery: Enhanced Recovery After Surgery (ERAS®) Society recommendations. Clin Nutr. 2012;31(6):783-800.
10 Nygren J, Thacker J, Carli F, Fearon KC, Norderval S, Lobo DN, et al. Guidelines for perioperative care in elective rectal/pelvic surgery: Enhanced Recovery After Surgery (ERAS®) Society recommendations. Clin Nutr. 2012;31(6):801-16.
11 Cerantola Y, Valerio M, Persson B, Jichlinski P, Ljungqvist O, Hubner M, et al. Guidelines for perioperative care after radical cystectomy for bladder cancer: Enhanced Recovery After Surgery (ERAS®) society recommendations. Clin Nutr. 2013;32(6):879-87.
12 Mortensen K, Nilsson M, Slim K, Schafer M, Mariette C, Braga M, et al. Consensus guidelines for enhanced recovery after gastrectomy: Enhanced Recovery After Surgery (ERAS®) Society recommendations. Br J Surg. 2014;101(10):1209-29.
13 Lassen K, Coolsen MM, Slim K, Carli F, de Aguilar-Nascimento JE, Schafer M, et al. Guidelines for perioperative care for pancreaticoduodenectomy: Enhanced Recovery After Surgery (ERAS®) Society recommendations. Clin Nutr. 2012;31(6):817-30.
18 Pedziwiatr M, Kisialeuski M, Wierdak M, Stanek M, Natkaniec M, Matlok M, et al. Early implementation of Enhanced Recovery After Surgery (ERAS®) protocol - Compliance improves outcomes: A prospective cohort study. Int J Surg. 2015;21:75-81.
19 Gustafsson UO, Hausel J, Thorell A, Ljungqvist O, Soop M, Nygren J. Adherence to the enhanced recovery after surgery protocol and outcomes after colorectal cancer surgery. Arch Surg. 2011;146(5):571-7.
Vlug MS, Wind J, Hollmann MW, Ubbink DT, Cense HA, Engel AF, et al. Laparoscopy in combination with fast track multimodal management is the best perioperative strategy in patients undergoing colonic surgery: a randomized clinical trial (LAFA-study). Ann Surg. 2011;254(6):868-75.
74 Tan SJ, Zhou F, Yui WK, Chen QY, Lin ZL, Hu RY, et al. Fast track programmes vs. traditional care in laparoscopic colorectal surgery: a meta-analysis of randomized controlled trials. Hepatogastroenterology. 2014;61(129):79-84.
75 Larson DW, Batdorf NJ, Touzios JG, Cima RR, Chua HK, Pemberton JH, et al. A fast-track recovery protocol improves outcomes in elective laparoscopic colectomy for diverticulitis. J Am Coll Surg. 2010;211(4):485-9.
76 Chen ZX, Liu AH, Cen Y. Fast-track program vs traditional care in surgery for gastric cancer. World J Gastroenterol. 2014;20(2):578-83.
77 Feng F, Li XH, Shi H, Wu GS, Zhang HW, Liu XN, et al. Fast-track surgery combined with laparoscopy could improve postoperative recovery of low-risk rectal cancer patients: a randomized controlled clinical trial. J Dig Dis. 2014;15(6):306-13.
78 Mari GM, Costanzi A, Maggioni D, Origi M, Ferrari GC, De MP, et al. Fast-track versus standard care in laparoscopic high anterior resection: a prospective randomized-controlled trial. Surg Laparosc Endosc Percutan Tech. 2014;24(2):118-21.
79 van Bree SH, Vlug MS, Bemelman WA, Hollmann MW, Ubbink DT, Zwinderman AH, et al. Faster recovery of gastrointestinal transit after laparoscopy and fast-track care in patients undergoing colonic surgery. Gastroenterology. 2011;141(3):872-80.
80 Lemanu DP, Singh PP, Berridge K, Burr M, Birch C, Babor R, et al. Randomized clinical trial of enhanced recovery versus standard care after laparoscopic sleeve gastrectomy. Br J Surg. 2013;100(4):482-9.
81 Wang Q, Suo J, Jiang J, Wang C, Zhao YQ, Cao X. Effectiveness of fast-track rehabilitation vs conventional care in laparoscopic colorectal resection for elderly patients: a randomized trial. Colorectal Dis. 2012;14(8):1009-13.
82 Wang G, Jiang ZW, Zhao K, Gao Y, Liu FT, Pan HF, et al. Fast track rehabilitation programme enhances functional recovery after laparoscopic colonic resection. Hepatogastroenterology. 2012;59(119):2158-63.
83 Lee TG, Kang SB, Kim DW, Hong S, Heo SC, Park KJ. Comparison of early mobilization and diet rehabilitation program with conventional care after laparoscopic colon surgery: a prospective randomized controlled trial. Dis Colon Rectum. 2011;54(1):21-8.
84 Chen HJ, Xin JL, Cai L, Tao ZH, Yuan HS, Bing CH, et al. Preliminary experience of fasttrack surgery combined with laparoscopy-assisted radical distal gastrectomy for gastric cancer. J Gastrointest Surg. 2012;16(10):1830-9.
85 Kim JW, Kim WS, Cheong JH, Hyung WJ, Choi SH, Noh SH. Safety and efficacy of fasttrack surgery in laparoscopic distal gastrectomy for gastric cancer: a randomized clinical trial. World J Surg. 2012;36(12):2879-87.
86 Li P, Fang F, Cai JX, Tang D, Li QG, Wang DR. Fast-track rehabilitation vs conventional care in laparoscopic colorectal resection for colorectal malignancy: a meta-analysis. World J Gastroenterol. 2013;19(47):9119-26.
87 Zhao JH, Sun JX, Gao P, Chen XW, Song YX, Huang XZ, et al. Fast-track surgery versus traditional perioperative care in laparoscopic colorectal cancer surgery: a meta-analysis. BMC Cancer. 2014;14:607.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies